miércoles, 11 de mayo de 2011

Luca vive! (2002)


El 17 de mayo, en unos dias, hubiera sido el cumpleaños de Luca.

Por eso, posteo algunas perlitas del Pelado que no pueden faltar en "tu discoteca" (je)...


-----------------------------------------------------------------------

Para aquellos que piensan que el bronce es el mejor lugar donde dejar los recuerdos, mejor no se acerquen a ver esta película. Jorge Coscia, en su séptimo largometraje ("Sentimientos, Mirta de Liniers a Estambul", "Canción desesperada") reinventa una historia, un corte, una mirada totalmente propia de ese cantante de rock italiano y educado en Londres, que se llamó Luca Prodan, y que lideró una de las bandas más potentes y transgresoras de la historia del rock argentino: Sumo.

Con él, Daniel Ritto compone al mítico personaje con una naturalidad descarnada, potentísima, que inunda la pantalla. Producto también de sus años al frente de la obra homónima que escribió el periodista Carlos Polimeni y que dirigió Pablo Silva en diferentes teatros de Buenos Aires.

"Luca Vive" toma algunas escenas, imaginadas o no, de la vida del músico, cantante y compositor por los años ochenta, y que murió pocos años después de una cirrosis hepática. Coscia ya había abordado este personaje en una de las historias que componen "Comix", anterior film del realizador. Especialista en reconstruir mitos, que también había abordado de manera particular, y humana al libertador San Martin en su película "El general y la fiebre".

Aquí hasta la música es reinventada -creada a este efecto por Mauro Lazzaro- con similitudes acústicas con los ochenta. Pero también se narra, de manera despedazada, los amores de Luca, su relación con las mujeres, sus obsesiones, la droga, el pentagrama de su vida. Ritto despliega toda su potencia actoral en esta composición, logrando en la escena de la terraza con el reportaje, o los delirios del boliche "Cemento", un grado de verosimilitud sorprendente. Lo acompañan varios personajes haciendo de si mismos, entre ellos destaca un brillante Tom Lupo, recreando el auténtico reportaje que hiciera a Prodan en su programa "El submarino amarillo". También se autorepresentan Omar Chabán, Manolo, el dueño del bar de Hurlingham donde paraba Luca, y el abogado del rock, Joe Stafanolo. Las mujeres, que lo circulan, como en una danza macabra, quedan desdibujadas como caracteres que no logran definirse. Únicamente Lorena Damonte puede imponer su presencia escénica, y conectar con Ritto en las escenas finales.

Los dibujos animados, que marcan la tendencia The Wall made in Argentina, acentúan el útero eterno, definición de Luca sobre la heroína, y marcan todo el peso de la tragedia, de este film que se atreve a reinstalar polémicas, y retratar subjetivamente a una figura que iluminó la Argentina.

Marcelo Griess


PARTE 1

PARTE 2

PARTE 3

No hay comentarios.:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...